miércoles, 5 de marzo de 2014

SALEC


PUDIERAS SER TÚ.

El sol flagela implacable
su espalda.
Rostro que ofrece
la otra mejilla
a golpes del miedo,
cruza la orilla
inminente del Paraíso
y espera penitente
un resquicio
para pasar al otro lado.
Ola tras ola en vela
en el rubor efímero
del amanecer,
culpable delincuente
de las sombras
para correr
hacia una libertad
condicionada.

Mavi g.g.


12 comentarios:

Rafael dijo...

Perfectamente señalado y que remarco, como tú: "libertad condicionada"
Un abrazo en la tarde.

Leticia dijo...

Mavi, ha salido de la entraña este poema y no digamos la pintura. Hay melancolía en ese semblante claro oscuro.
Gracias por compartir tu talento poeta-pintora.

*Sabemos de los crímenes contra la mujer, aún no paran desde el inicio de la historia diría yo.

TORO SALVAJE dijo...

Y aquí les espera la Guardia Civil, las concertinas y la miseria.

Besos.

elisa lichazul dijo...

es idea mía o esta entrada ya la vi antes y la comenté tiempo atrás?

de todos modos genial cuadro te ha quedado MAVI
felicitaciones y el poema es toda una denuncia

besitos

elisa lichazul dijo...

pd... la entrada referida corresponde al 7 de diciembre del 2012

http://mavienblanco.blogspot.com/2012/12/salec.html

claro que el poema es otro
:D
mauk

elisa lichazul dijo...

pd... tengo memoria visual
:D

Mavi en blanco dijo...

Y yo te digo que te quiero mucho Elisa por ser y estar.
Un abrazo amiga mia
Mavi

Mavi en blanco dijo...

PD. Tienes toda la razón Elisa en el 2012 hice dos entradas con la pintura de este niño al que llamé SALEC en recuerdo de un niño de Marruecos que estuvo de vacaciones por aquí.
¡Vaya que tienes memoria¡¡ que Dios te la conserve¡¡
besitos

El collar de Hampstead dijo...

Qué triste el futuro de tantos Salecs...

Qué ojazos tan preciosos.

Un besito.

TriniReina dijo...

Una libertad engañosa que es otra cárcel...

Besos

Anónimo dijo...

Y UNA VEZ PASADO EL MIEDO DE LA TRAVESÍA LOS MANDAN DE VUELTA.


ILDUARA.

Maria Rosa Giovanazzi dijo...

El sueño de libertad que a veces se convierte en tumba. Esos ojitos son un muestrario de penas y acusaciones.

mariarosa